Fase 3

8 de Septiembre de 2020 17:00

Los comerciantes de las galerías también piden que los habiliten a trabajar

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Las galerías de Mar del Plata también reclaman por una apertura en fase 3. Foto: 0223.

Comerciantes de Lafayette, donde ya cerraron cinco locales de manera definitiva, reclamaron por una apertura. "Los gastos son fijos y si no pagás te cortan los servicios", señalaron.

Un nutrido grupo de comerciantes de la galería Lafayette se manifestó este martes al mediodía para reclamar que los autoricen a trabajar en medio de la fase 3 del aislamiento social, preventivo y obligatorio a partir de las restricciones que sufrieron por el retroceso de etapa.

Inés Alonso, dueña de uno de los locales de la galería de San Martín y San Luis, expresó su deseo de volver a abrir su negocio. "Queremos trabajar. Es un derecho y compete a todas las galerías", aseguró en diálogo con 0223 Radio.

La comerciante puntualizó que dentro de estos centros cerrados "no hay una circulación masiva" de personas y que las tareas se podrían desarrollar sin problemas si los autorizan a reabrir con normas y protocolos. A difrencia de los locales minoristas de bienes no esenciales, las galerías permanecen cerradas por el retroceso a fase 3.

"Estamos dispuestos a poner los mostradores en las puertas de los locales y no dejar ingresar a la gente. Los encargados se podrían turnar para controlar el ingreso de personas. No podemos seguir sin trabajar", reparó.

Según precisó, en la galería Lafayette hay 44 locales que no pueden trabajar, de los cuales cinco ya cerraron de manera definitiva por la coyuntura económica. "Los gastos son fijos y si no pagás te cortan los servicios", apuntó.

Ante esta situación, que se hace extensiva para todas las galerías de Mar del Plata que permanecen cerradas por el pase de fase que se materializó hace diez días y se extenderá por una semana más, los comerciantes prometieron que se van a manifestar todos los días hasta que los dejen trabajar.

En este marco, Alonso denunció que este martes se acercó personal de la Subsecretaría de Inspección General a "amenzar con cerrar la galería y mandar a la Policía para clausurar".

"La mayoría tiene uno, dos, tres o cuatro empleados. Hay que pagarles porque todos tienen una familia que mantener. No podemos seguir cerrados. Necesitamos trabajar", insistió al finalizar.

Compartir
Compartí esta nota