Condenaron a 24 años de prisión al “pastor” que violó a sus hijas

La pena se impuso por uno de los hechos y el restante será juzgado en la justicia de Santiago del Estero. Miguel Rosendo Acosta seguirá alojado en el complejo penitenciario de Batán.

Miguel Rosendo Acosta seguirá detenido en Batán.

25 de Octubre de 2021 14:07

Por Redacción 0223

PARA 0223

El “pastor” acusado de violar a dos hijas adolescentes fue condenado hace instantes a 24 años de prisión tras el juicio que se desarrolló en el Tribunal Oral en lo Criminal 1. La pena se le impuso por uno solo de los hechos ya que el otro será juzgado en la provincia de Santiago del Estero porque ocurrieron en ese lugar.

Los jueces Pablo Viñas, Facundo Gómez Urso y Juan Galarreta condenaron a Miguel Rosendo Acosta por uno solo de los hechos y declinaron competencia en el otro. El “pastor” fue condenado como autor penalmente responsable del delito de abuso sexual agravado por la edad de la víctima y las cuestiones relacionadas al vínculo o circunstancia de convivencia.

En la audiencia de este lunes, en la que Acosta estuvo presente, los magistrados leyeron solamente la parte dispositiva de la sentencia. Tras firmar el acta de rigor, el ahora condenado fue trasladado nuevamente al complejo penitenciario de Batán.

Tal como se informó oportunamente, en la única jornada que tuvo el juicio, la fiscal Andrea Gómez había solicitado treinta años de prisión por los dos hechos que había confirmado durante la investigación. La pena de 24 años es por solo uno de los hechos que, a entender de los jueces, Acosta cometió previo a la denuncia formulada en 2015.

La defensa particular del “pastor” había discutido la autoría de los hechos y solicitó la absolución y, de manera subsidiaria, el mínimo legal de la pena. Sin embargo los magistrados dieron por probado uno de los hechos y decidieron que el restante sea juzgado en el lugar donde ocurrió.

Acosta escuhó la pena impuesta sentado frente a las víctimas que decidieron asistir luego de no haber participado de la jornada de apertura. La madre de las víctimas, que se encuentra postrada, escuchó el veredicto condenatorio y la sentencia a través de la videollamada que hizo el personal de la Unidad Fiscal de Instrucción 4.

Comentarios de usuarios de Facebook