Tandil

1 de Agosto de 2020 18:07

En Tandil también insisten con la recategorización del gas

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
María Paz Rigotti de la Omic tandidense, en una de sus exposiciones.

Desde el municipio buscan que se apliquen los tarifarios de referencia a laregión patagónica, concretamente de Comodoro Rivadavia, en Chubut, ciudad con la cual se aprecian similitudes de temperaturas en los períodos invernales.

Desde hace varios años el municipio de Tandil y muchos otros de la región del sudeste bonaerense insisten sin éxito ante las autoridades nacionales para logar una recategorización en los cuadros tarifarios del servicio de gas.

A través de su Oficina Municipal de Información al Consumidor, el gobierno de Lunghi ha llevado a cabo varias actuaciones administrativas y acciones judiciales con ese objetivo en los últimos años.

Incluso, a instancias de la participación ciudadana en las audiencias públicas convocadas por el gobierno años atrás en conjunto con el Enargas, tanto en 2016 como en 2018 las autoridades tandilenses plantearon la necesidad de recategorizar al distrito con la intención de que se apliquen cuadros tarifarios concordantes a la realidad climática de la zona.

De acuerdo a lo especificado desde la comuna serrana, se busca que se utilicen cuadros tarifarios y umbrales de consumo que tomen como referencia a la
región patagónica, concretamente a la localidad de Comodoro Rivadavia, en la provincia de Chubut, ciudad con la cual se aprecian similitudes de temperaturas en los periodos invernales.

La responsable de la Omic tandilense, María Paz Rigotti, recordó al respecto: “En marzo de 2017 Enargas emitió una resolución que crea una subzona tarifaria dentro de la provincia de Buenos Aires, agrupando al partido de Tandil con Bahía Blanca y otros 24 distritos. En la misma se reconoce una diferenciación basada en realidades climatológicas y se mejora la situación de los consumidores por la cantidad de metros cúbicos que pueden consumir en cada categoría, ampliando los umbrales de consumo en 400 metros cúbicos más por categoría”.

En esa línea, Rigotti aseguró sin embargo que hacen falta más modificaciones: “Consideramos que esta diferenciación debe ser más profunda y que debe encuadrarse a nuestra ciudad en una categoría que refleje realmente la realidad de necesidad de consumo basada en las temperaturas bajas que se imponen en los inviernos”.

Por ese motivo en abril de 2018 el municipio presentó una nota administrativa ante Enargas, en la que se solicita una nueva recategorización y se adjuntan registros meteorológicos expedidos por el Servicio Meteorológico Nacional, justificando nuevamente la necesidad de avanzar con medidas de adecuación. 

“Como ya lo hemos expresado en las audiencias públicas en las que participamos, consideramos que la resolución de Enargas, que amplía los umbrales, es insuficiente y creemos necesario avanzar en el sentido de la norma y no quedarnos a mitad de camino. Es cierto que fue un avance, pero está debidamente justificado que la ciudad requiere de otra recategorización, una nueva y más profunda que contemple adecuadamente la situación”, insistió la funcionaria.

Además de la recategorización, también se solicita la ampliación del bloque de consumo que compone la Tarifa Social, ya que las autoridades locales consideran que resulta insuficiente, como así también la flexibilización de criterios para ingresar a la nómina de beneficiarios de esa tarifa especial.

Contenido Exclusivo
Comentarios de usuarios de Facebook