Robó y lo atraparon 15 veces: deberá hacer un tratamiento por adicciones

Se resolvió en un juicio abreviado en el Tribunal Oral en lo Criminal 3. Leonardo Gabriel Ríos cometió los hechos entre octubre de 2017 y enero de este año.

El acuerdo de juicio abreviado fue validado por la Jueza Mariana Irianni.

5 de Noviembre de 2021 08:18

Por Redacción 0223

PARA 0223

Quince aprehensiones entre el 18 de octubre de 2017 y el 27 de enero de este año por diferentes robos y hurtos –la gran mayoría quedaron en una tentativa- protagonizó Leonardo Gabriel Ríos y pasó un total de cinco meses y tres días detenido. Tras la validación de un acuerdo de juicio abreviado por todas las causas unificadas, se lo condenó a tres años de prisión.

En el acuerdo que presentaron el fiscal Alejandro Pelegrinelli y la defensora oficial Carla Ostachi se estableció que a partir de la situación particular del imputado de 26 años, las conclusiones a las que se arribó en la pericia psiquiátrica, su situación delictiva de hechos, la mayor parte de ellos, de escasa afectación a los bienes jurídicos, muchos de los cuales quedaron en grado de tentativa,  la pena se cumpla con la realización de un tratamiento en comunidad por sus adicciones.

En la sentencia a la que tuvo acceso 0223 la Jueza Mariana Irianni descartó cuestiones eximentes de la responsabilidad penal y valoró como agravante la reiteración delictiva en un breve lapso que da cuenta la cantidad de causas iniciadas en menos de tres años.

En cuanto a los atenuantes consideró las conclusiones a las que se arribara a través de las pericias psiquiátricas que se le efectuaron a Leonardo  Ríos y las recomendaciones que dieron los peritos intervinientes.

La pena de tres años que se sustituyó por el régimen abierto de tratamiento en una comunidad terapéutica vencerá de manera provisoria el 23 de agosto de 2023.

 

Hurtos reiterados, mismo final

El primero de los hechos incorporados al acta ocurrió la noche del 18 de octubre de 2017 cuando tras escalar una reja perimetral ingresó a una vivienda en la calle Brown al 9000 y luego de cortar los cables de electricidad robó una luminaria LED, aunque fue aprehendido a pocos metros del lugar. Misma modalidad empleó, aunque acompañado por un adolescente, cuando ingresó a una casa en Venezuela al 1700 e intentó robar otro reflector.

Los hechos que protagonizó a lo largo de los años tuvieron características similares: ingresos a patios o fondos de vivienda, la sustracción de cualquier elemento que encontrara –baldes, herramientas, luces, escaleras, materiales de construcción, entre otros- y, la gran mayoría de las veces, la aprehensión en situación de flagrancia tras el llamado de los damnificados o vecinos al 911.

La participación Ríos en los quince hechos juzgados estuvo plenamente probada por cada una de las actuaciones policiales realizadas en el lugar y, en las declaraciones que dieron las víctimas o testigos.

Comentarios de usuarios de Facebook