0223.com.ar
Ahora, una ONG busca quedarse con la custodia del predio en el que funcionaba Rancho Móvil

Ahora, una ONG busca quedarse con la custodia del predio en el que funcionaba Rancho Móvil

Por Redacción 0223

Se trata de La’Pai, un espacio que reúne a vecinos de la zona sur de la ciudad. Pretenden quedarse a cargo del espacio y sostenerlo con distintas actividades educativas. Presentaron un proyecto en el HCD.

A un mes y medio de que el municipio ordenara desalojar la Unidad Turística Fiscal Arroyo Seco, ubicada en el kilómetro 544 de la ruta 11 -que hasta ese entonces explotaba la asociación civil Rancho Móvil de la Costa- al constatar la existencia de al menos 17 cabañas ilegales, el lugar quedó abandonado y sobre su futuro sólo se sabe que la comuna hará un llamado a licitación para volver a concesionarlo. Al mismo tiempo, un grupo de socios históricos del Rancho Móvil busca recuperar el espacio con la promesa de resguardarlo y cumplir con el objetivo que los convocó hace una década atrás: utilizarlo para aparcar casas rodantes.   

Sin embargo, no es el único proyecto alternativo: ahora, la ONG La’Pai Permacultura, Naturopatia & Alimentación, que reúne a vecinos de la zona sur de Mar del Plata, solicitó al Concejo Deliberante que se les otorgue la custodia del lugar para transformarlo en una playa sustentable.

En concreto, la propuesta del sector prevé la construcción de una nueva bajada pública con acceso para personas con movilidad reducida a la playa, llevar adelante la reforestación integral de la zona con especies autóctonas y desarrollar distintos talleres educativos con las instituciones locales, jardín, escuela, secundario, clubes, asociaciones y emprendimientos de la comunidad.

Para ello, la desde la organización no gubernamental solicitan permiso para construir un aula educativa o salón de usos múltiples -tendría una extensión no mayor a los 40 metros cuadrados-; realizar circuitos señalizados, un sendero para caminatas y recorridos en bicicletas, además de un espacio para que funcione una guardería de tablas de surf, bicicletas y motos. Este último sitio serviría también como espacio "transfer" para que los vecinos y trabajadores puedan dejar sus vehículos.

 

El municipio ordenó el desalojo del Rancho Móvil el 1 de febrero, dos años después de las primeras denuncias de los vecinos de la zona que advertían sobre la construcción ilegal de cabañas sobre el acantilado. 

 

Además, el predio contaría con baños, estacionamiento, un vivero de plantas autóctonas para reforestar la zona y un sector de chipeado de poda, para recolección de poda de la zona y generación de mulch, entre otras cosas.

La iniciativa fue presentada días atrás en el Concejo y se encuentra en una etapa preliminar: los autores del proyecto recién comenzaron a conversar con los distintos bloques políticos en busca de respaldo.

Nicolás Novoa, vecino e integrante de La’Pai, explicó que la ONG trabaja sobre tres actividades en particular: la permacultura, la alimentación y la naturopatía, y sobre esa base, buscan conectar interesados y especialistas en desarrollar, enseñar y propagar ideas y proyectos que acerquen alternativas a los desafíos de nuestro sistema de vida actual. “Yo ya venía trabajando en el tema junto a otros vecinos de Chapadmalal es un espacio que está enfocado en los lineamientos que nosotros pretendíamos para el lugar y por eso nos sumamos”, contó en diálogo con 0223.

Ver además: Los documentos que confirman que el Emtur conocía desde 2016 de las irregularidades en el Rancho Móvil

Según dijo, ni bien se desalojó el lugar, los vecinos de la zona se acercaron al Ente Municipal de Turismo con esta misma propuesta “para que se encargaran de forma directa”, pero les dijeron que era inviable porque no cuentan con recursos para sostener el mantenimiento de esas instalaciones ni contratar el personal necesario para la limpieza y vigilancia de la UTF.

“En consecuencia -continuó- decidimos encararlo nosotros mismos, con la idea de generar un espacio para el disfrute público de todos, con acceso libre y gratuito garantizado, un parque bien gestionado, con una visión moderna, es decir, que cuente con baños, guardería de tablas, bicicletas y motos, por ejemplo”.

Novoa aclaró que el proyecto sustentable abarca una extensión más amplia a la que tenía el Rancho Móvil y que se sostendría con recursos que se obtendrían, “básicamente, del estacionamiento y de cobrar por guardar las tablas y las bicis”. “Las tarifas serían de temporada y segmentadas para los vecinos de todo el año”, remarcó.

En ese sentido, el vecino hizo hincapié en la necesidad de que la UTF sea un punto de reunión para biólogos y especialistas que “divulguen el valor paleontológico y zoológico del lugar” y sea accesible “para todo el mundo”.

A su entender, esta es una alternativa al sistema de concesión municipal. “Los recursos que se generan a través de las concesiones de las playas de todo el Partido son un chiste en relación al presupuesto municipal y por eso creemos que es un sistema que no sirve más, que fracasó”, aseveró y anticipó que, de aplicarse en la UTF Playa Redondo, serviría de “prueba piloto” para pensar en trasladarlo a otros puntos de la costa sur de Mar del Plata, que hoy se encuentran en estado de abandono o a cargo de privados que impiden el acceso a la playa.

Comentarios de usuarios de 0223
Comentarios de usuarios de facebook

Ahora, una ONG busca quedarse con la custodia del predio en el que funcionaba Rancho Móvil

Se trata de La’Pai, un espacio que reúne a vecinos de la zona sur de la ciudad. Pretenden quedarse a cargo del espacio y sostenerlo con distintas actividades educativas. Presentaron un proyecto en el HCD.

A un mes y medio de que el municipio ordenara desalojar la Unidad Turística Fiscal Arroyo Seco, ubicada en el kilómetro 544 de la ruta 11 -que hasta ese entonces explotaba la asociación civil Rancho Móvil de la Costa- al constatar la existencia de al menos 17 cabañas ilegales, el lugar quedó abandonado y sobre su futuro sólo se sabe que la comuna hará un llamado a licitación para volver a concesionarlo. Al mismo tiempo, un grupo de socios históricos del Rancho Móvil busca recuperar el espacio con la promesa de resguardarlo y cumplir con el objetivo que los convocó hace una década atrás: utilizarlo para aparcar casas rodantes.   

Sin embargo, no es el único proyecto alternativo: ahora, la ONG La’Pai Permacultura, Naturopatia & Alimentación, que reúne a vecinos de la zona sur de Mar del Plata, solicitó al Concejo Deliberante que se les otorgue la custodia del lugar para transformarlo en una playa sustentable.

En concreto, la propuesta del sector prevé la construcción de una nueva bajada pública con acceso para personas con movilidad reducida a la playa, llevar adelante la reforestación integral de la zona con especies autóctonas y desarrollar distintos talleres educativos con las instituciones locales, jardín, escuela, secundario, clubes, asociaciones y emprendimientos de la comunidad.

Para ello, la desde la organización no gubernamental solicitan permiso para construir un aula educativa o salón de usos múltiples -tendría una extensión no mayor a los 40 metros cuadrados-; realizar circuitos señalizados, un sendero para caminatas y recorridos en bicicletas, además de un espacio para que funcione una guardería de tablas de surf, bicicletas y motos. Este último sitio serviría también como espacio "transfer" para que los vecinos y trabajadores puedan dejar sus vehículos.

 

El municipio ordenó el desalojo del Rancho Móvil el 1 de febrero, dos años después de las primeras denuncias de los vecinos de la zona que advertían sobre la construcción ilegal de cabañas sobre el acantilado. 

 

Además, el predio contaría con baños, estacionamiento, un vivero de plantas autóctonas para reforestar la zona y un sector de chipeado de poda, para recolección de poda de la zona y generación de mulch, entre otras cosas.

La iniciativa fue presentada días atrás en el Concejo y se encuentra en una etapa preliminar: los autores del proyecto recién comenzaron a conversar con los distintos bloques políticos en busca de respaldo.

Nicolás Novoa, vecino e integrante de La’Pai, explicó que la ONG trabaja sobre tres actividades en particular: la permacultura, la alimentación y la naturopatía, y sobre esa base, buscan conectar interesados y especialistas en desarrollar, enseñar y propagar ideas y proyectos que acerquen alternativas a los desafíos de nuestro sistema de vida actual. “Yo ya venía trabajando en el tema junto a otros vecinos de Chapadmalal es un espacio que está enfocado en los lineamientos que nosotros pretendíamos para el lugar y por eso nos sumamos”, contó en diálogo con 0223.

Ver además: Los documentos que confirman que el Emtur conocía desde 2016 de las irregularidades en el Rancho Móvil

Según dijo, ni bien se desalojó el lugar, los vecinos de la zona se acercaron al Ente Municipal de Turismo con esta misma propuesta “para que se encargaran de forma directa”, pero les dijeron que era inviable porque no cuentan con recursos para sostener el mantenimiento de esas instalaciones ni contratar el personal necesario para la limpieza y vigilancia de la UTF.

“En consecuencia -continuó- decidimos encararlo nosotros mismos, con la idea de generar un espacio para el disfrute público de todos, con acceso libre y gratuito garantizado, un parque bien gestionado, con una visión moderna, es decir, que cuente con baños, guardería de tablas, bicicletas y motos, por ejemplo”.

Novoa aclaró que el proyecto sustentable abarca una extensión más amplia a la que tenía el Rancho Móvil y que se sostendría con recursos que se obtendrían, “básicamente, del estacionamiento y de cobrar por guardar las tablas y las bicis”. “Las tarifas serían de temporada y segmentadas para los vecinos de todo el año”, remarcó.

En ese sentido, el vecino hizo hincapié en la necesidad de que la UTF sea un punto de reunión para biólogos y especialistas que “divulguen el valor paleontológico y zoológico del lugar” y sea accesible “para todo el mundo”.

A su entender, esta es una alternativa al sistema de concesión municipal. “Los recursos que se generan a través de las concesiones de las playas de todo el Partido son un chiste en relación al presupuesto municipal y por eso creemos que es un sistema que no sirve más, que fracasó”, aseveró y anticipó que, de aplicarse en la UTF Playa Redondo, serviría de “prueba piloto” para pensar en trasladarlo a otros puntos de la costa sur de Mar del Plata, que hoy se encuentran en estado de abandono o a cargo de privados que impiden el acceso a la playa.

Conectar
Crear cuenta
Redimensionar